Categorías

Relatos Eróticos

Fantasias

Mi esposa me hizo Bisexual, ahora quiero relaciones bisexuales

Publicado por Enrique Herrera el 13/04/2016

buenas tardes gracias por su tiempo y todos los lectores sé que me identificare con alguien y que les sea de agrado lo que me paso bueno hace aproximada mente hace como siete años mi esposa y yo caímos en la rutina el aburrimiento y el descontento ni siquiera en la intimidad andábamos bien ya era si acaso un vez o dos por semana que teníamos sexo mi esposa y yo nos dimos cuenta y buscamos una solución rentamos películas porno compramos un consolador y ropa sexy para mi esposa mirábamos videos e imágenes de sexo yo me di cuenta luego ella me lo confirmo que su fantasía y su deseo era tener sexo con almenas dos hombres al mismo tiempo deseaba sentir la doble penetración eso no me molestaba ya que antes de casarnos ella tenía a su pareja y me excitaba saber que en ese mismo día ella tendría sexo con él y luego con migo con los dos en el día con su pareja y en la noche con migo y me contaba lo que hacía con el sin que el supiera claro no era de mente abierta como nosotros yo creo que por tal motivo nos quedamos juntos pero una noche llego su pareja y como no acudió de día me agarro dentro me escondí en el closet del cuarto y la pude ver como se agasajaba con él los besos que se daban las caricias rápido el le saco las grandes tetonas que ella tiene se las mamaba todas y como ella sabía que yo escondido en el closet la miraba se excito mucho y le dio duro a la cogida con él y ella se la mamaba bien rico hasta él le dijo chiquita mía andas bien caliente tenias ganas de verga mi amor, y ella con la macana en su boca le movía la cabeza diciendo que si, la subio a la cama y se la ensarto y con las piernas arriba y después ella se monto sobre el veía como sus enormes tetas brincaban en cada sentón luego hicieron el 69 a él lo ponía de espaldas a mí y ella se puso de perrito de frente al closet y nos pudimos ver a los ojos yo acerque mi verga a la orilla de la puerta para que me viera y si se le antojo deseaba que yo saliera y entre los dos le diéramos duro pero él no aceptaría eso cuando terminaron ella le pidió que se fuera porque llegaría su mama en cualquier momento y que mañana lo vería y se fue, pues apenas pasaron dos minutos y me llamo ven ahora quiero ser tuya y tuvimos sexo toda la noche para mala suerte de mi amigo en común ella termino con él en los próximas semanas pero antes de eso casi a diario cogía con el eso no me molestaba al contrario me excitaba saber que otro se la cogía algo nos unió a nosotros desde ese momento hasta hoy, pues bien díganme ustedes hombres a quien no le gusta que su mujer le haga el sexo oral a diario o en donde sea y a la hora que sea , es lo máximo y lo sabemos y mi mujer es de esas que aprovecha la oportunidad y se prende como becerro en primavera¡ pasaron los años y como les decía cierta tarde veíamos una película porno de bisexuales¡ que son las que nos gustan y cuando ella me daba unas tremendas mamadas sentí la cabeza del consolador entrando en mi ano¡ quise reaccionar pero ella me dijo, tranquilo sé que esto te va a gustar? ella sabía lo que hacía pues bien que mi esposa se prendía de mi ano y con su larga y picuda lengua hacia maravillas así que me relaje y para cuando me di cuenta lo tenía todo metido entraba y salía con suavidad y mi mujer prendida de mi garrote y no desperdiciaba ni una sola gota de semen ella preparaba algo que a mí ni por las narices me pasaba, me acostumbro a tener el consolador en mi trasero y a saborear mi propio semen en sus tetas y enormes pezones oh hacia que me viniera afuera de su rasurada y afeitada vagina para después hacerle el sexo oral y venirse en mi boca claro lo que a ella le excitaba no eran la chupadas que le daba si no, ver mi lengua jugando con mi semen y su panocha pelona, y por otro lado cuando ella se sentaba sobre el consolador perdiéndose dentro de su apretadísimo ano yo sabía que sería extremo el sexo en ese momento, con el paso de los años nuestra visa sexual era más excitante y llenadora que tiempo atrás, como si fuera joven se atrevía a hacerme el sexo oral en las plazas y lugares públicos en cines y fiestas hasta que un día pasamos frente a un cine porno de la localidad entramos, nos miramos sonrientes¡ al llegar dentro la enorme pantalla con la imagen de una rubia mamando a un negro descomunal en dos segundos mi esposa mojo su vagina caminamos por el pasillo y miramos muy obscuro pero cuatro hombres con las vergas de fuera moviéndolas y ofreciéndolas por el pasillo yo mirando la pantalla y mi esposa les iba tocando los miembros a los que estaban cercas de nosotros eso después me lo dijo yo n la vi, subimos a la parte alta y hasta mero atrás y en el recorrido mirábamos a la mayoría con las vergas de fuera mi mujer me apretaba la mano en señal de asombro y de lujuria, al sentarnos me dice viste todas esas vergas de fuera si claro te andan buscando para que te las comas todas y a ti también si supieran que se te va toda en eso un hombre joven y de piel blanca se sienta a un lado de mi esposa y nos pregunta que andan buscando nada solo ver la película pero yo no sabía que era el tipo al que mi esposa le agarro la verga en el pasillo, después lo supe y entonces él se saca su macana y nos dice si gustan pasarla rico yo quiero ser el primero, mi mujer me mira mordiéndose los labios y me dice se ve bien rica¡ le dije adelante a eso vinimos o no? ponte en medio le dije al joven y mi esposa le agarra la verga con sus dos manos y la acaricia y como que le piensa tantito y luego se inclina a comenzar a mamar aquel trozo de carne dura y cabezona se la comía toda y le digo mi amor se ve que tenias ganas de mamar verga, y siguió mame y mame minutos después mi esposa toma un respiro al notar que yo no le decía nada solo le tocaba la cabeza dejando que ella siguiera dándole sexo oral al joven pero cuando se incorporo se dio cuenta de el por qué no le hacía caso pues tenía a un hombre maduro frente a mi recargado en la butaca y yo le estaba mamando su garrote ella le agarra los huevo tés al hombre y me dice así te quería ver quiero ver que te comas toda su leche y en eso el joven le sube la falda se acomoda debajo de ella y se la ensarta a i esposa entonces juntos le dimos oral al hombre maduro la lengua de mi esposa chocaba con la mía con la verga en medio de nuestros labios y entonces se comienza a venir y mi esposa me toma de la nuca para que succione toda la leche de aquel hombre apretándole lo huevos así, así me dice cométela toda sé que te gusta y el otro no dejaba de cogerse la se movió el hombre y había varios jalándosela mirando el joven acomoda a mi esposa en el pasillo entre las butacas y la coge de perrito otro se acomoda frente a ella y se la mete en la boca con migo se acomodaron dos tipos con las vergas duras y goteando frente a mi me prendí de los dos y mi esposa buscaba la ocasión para mirarme lo que estaba haciendo algo dijo pero no la escuche y uno de los que yo le mamaba la verga se mueve y me desabrocha el pantalón me lo intenta quitar y al no poder me dice tu vieja dijo que te cogiera, le ayude a bajarme el pantalón pero no deje de mamar la verga del otro hombre en ningún momento entonces el tipo me da unas lengüetadas en el culo agarra de perrito me la mete y me coge como si mi culo fuera de él desde hace tiempo al menos tres tipos se cogieron a mi esposa esa noche y dice ella que se la mame como a unos cuatro pero a mí me la metieron al menos seis y yo sentí mas vergas diferentes en mi boca no supe cuantas nos fuimos al baño a limpiarnos he irnos pero en el baño a mi me dieron otra tremenda cogida dos de ellos ya me zafe como pude busque a mi mujer un hombre se la estaba cogiendo por el culo en el baño me beso mientras el tipo terminaba le lleno el culo de leche y mi esposa decía que delicia que rico sentir toda esa leche en mi culo ya lo sé a mi también me lo dejaron lleno de leche y te gusto me pregunta ella claro me encanto salimos de ese lugar y nos seguían nos pedían el número de cel. y que cuando volveríamos al llegar a la casa era un silencio total nos metimos a bañar y en la regadera nos besamos un buen rato sin decir nada y le pregunto yo, estas bien? si pasa algo? si no quiero que volvamos a ir a ese lugar ok, creí que algo le había molestado y me dice mejor invitemos cada semana a alguien y nos vamos a un hotel, sabía que te gustaba la verga y no me molesta al contrario quiero verte bien ensartado me gusto mucho mamar una verga contigo fue lo que más me excito y quiero repetirlo y desde ese momento visitábamos los hoteles en compañía de hasta dos hombres bisexuales claro no repetimos con los mismos pero nos paso algo que no pudimos evitar y no lo vimos venir nos gusto un joven con una hermosa verga y nos encanto ese tronco duro que nos pedía que le invitáramos abiertamente le platicamos nuestra posición yo bisexual y mi esposa y cómplice de mi rol el intercambio de fotos de su hermosa y descomunal verga y todos los comentarios y la manera explícita de como tendríamos sexo con el nos excitaban y nos acercaban mas hasta que pasaron dos días de silencio y entonces tocaron a la puerta como a eso de las once de la noche era el sobrino de mi esposa de su media hermana que paso le preguntamos por qué tan noche todo bien si todo bien solo quiero pedirles algo? que ? le preguntamos con extrañeza, toma su celular y envía un mensaje que decía son los mejores tíos que jamás soñé tener y quiero tener sexo con los dos más con mi tía que siempre he soñado tenerla soy con el que platican de sexo estos últimos días¡ nos quedamos sin habla al principio no sabíamos que hacer pero el insistió mi esposa lo abrazo y le dice me prometes que jamás le dirás a nadie de esto aunque te llegues a enojar con nosotros si lo prometo yo mire a mi esposa pues con eso ella aceptaba que el tuviera sexo con nosotros¡ él le toca un pecho su tía y él le dice ay tía no sabe cuántas veces me la jale por estas chichotas pues ya no te la vas a tener que jalar tu solo desde ahora me tienes a mí, se quita la blusa y su sobrino se prende de su enormes pezones como loco desesperado se prende y ella le dice con calme tranquilo las vas a tener las veces que quieras y las tremendas mamadas que él le daba estremeces a mi esposa ay que rico me las mama me dice si pero espera a que te meta todo eso? yo nada mas los voy a ver un rato y después me acomodo el muchacho no sabía de nada más que cogerse a su tía, lo desnuda mi esposa y con las dos manos agarra su verga y le sobraba pedazo¡ mi esposa se prendió y mamando la palanca de su sobrino dice que bruto mijo de haber sabido que la tenias así desde cuando me la hubieras prestado y siguió lamiendo y chupando a su sobrino y la verla mamar aquel tremendo trozo de carne gozando y disfrutando como con migo jamás lo hizo me di cuenta que habíamos perdido el piso y nos habíamos pasado de la ralla, fascinado el sobrino mirando a su tía mamándole la verga algo que siempre soñó y se le hizo realidad, pero luego no me importo y le dije a mi esposa no te la acabes yo también quiero probar y juntos chupamos y succionamos aquel tremendo trozo de carne después de un rato de mamar y saborear a nuestro sobrino mi esposa dice ya no resisto mas y se levanta abre las piernas y toma la verga de su sobrino se la acomoda en la entrada de su vagina y se sienta poco a poco despacio con los ojos cerrados va sintiendo cada pliegue y cada centímetro del miembro del muchacho yo tocando su afeitada vagina miro como los más de 20 centímetros de carne se pierde dentro de su mojada cueva húmeda, ay papito que delicia dice ella le gusta mi verga tía el le pregunta me encanta mijo esta deliciosa ella toma las manos del muchacho y las pone en sus tetas y a mí me levanta para que le meta mi miembro en la boca de mi esposa así yo me vengo en la garganta de mi mujer y el sobrino le llena de leche por dentro a su tía, al menos cinco orgasmos tuvo mi mujer esa noche ella cae sobre su sobrino rendida en completo éxtasis se giran y el sobrino queda sobre su tía todavía con el pene dentro hasta que él se separa de su tía a un lado yo mirándolos a los dos rendidos les digo si y yo bien gracias y mi esposa me jala y me hunde mi boca en su vagina llena escurriendo semen comételos papito chúpale hasta que no dejes nada me dice mi esposa el joven muchacho voltea a verme y gira su verga hacia mí y me dice la mía también tío chúpela, después de eso hablamos bien con el joven de las consecuencias que podrían ocurrir si alguien se daba cuenta de lo que hacíamos y que nadie debía sospechar de todo esto mi esposa le dice, si quieres volver a venir y tener sexo con migo o con tu tío debes cuidar que nadie se de cuenta de esto porque al primer comentario que me hagan al respecto y por más rica que este tu verga ya no tendrás esto y le pone las tetas en la cara a su sobrino entendiste? si tía lo prometo tendré cuidado tampoco podrás venir cuando tu quieras amenos que nosotros te mandemos un mensaje nada mas bueno después de poner las reglas del juego mi esposa y yo nos volvimos a prender de esos 22 o 23 centímetros de carne deliciosa y dura y a coger toda la noche desde hace dos años que aun compartimos la cama con el sobrino y no tenemos que buscar más amantes bueno yo me he dado mis escapadas pero luego les platico alguien me descubrió en unos baños públicos cuando le hacia el sexo oral con su verga en mi boca nos miramos y ambos dijimos ¡vecino¡..........

 

¿Ganas de SEXO? No desesperes, descubre quien más quiere sexo en tu zona!