Categorías

Relatos Eróticos

Fetichismo

Mi Hija Marion y mi mujer Angela, fetichismo puro y duro

Publicado por Luis el 29/12/2015

Hola estimados lectores me llamo Luis, tengo 42 años y soy un hombre felizmente casado con mi esposa Angela que es docente en un jardin de niños . Fruto de nuestro matrimonio tuvinos una preciosa niña que actualmente tiene 18 años, ella se llama Marion, es bajita de tes achinada, cabello lacio negro, ojitos marrones, cuerpo bien proporcionadito y ademas usaba gafas debido a una leve dificultad que tenía para ver.

Marion era muy especial con nosotros, siempre le gustaba repartirle abrazos y besos a su madre y a mi aparte que tambien era obediente y servicial para cualquier cosa que le pidieramos. Pero algo que me fascinaba ver de ella era el shoeplay que a menudo hacia con sus zapatitos flats ya sea de pie o sentada, este era un habito muy frecuente en ella y en mi esposa Angela que para variar también era una chica muy bonita de 31 años que a diario acostumbraba realizar su dangling con unos mocasines color beige que usaba para ir a impartir sus clases.

Un dia que Marion estaba sentada en la mesa haciendo su tarea de la escuela la vi haciendo un heelpopping esquisito con unos flats color celeste que ya estaban usados, era algo placentero para mi observar sus piecitos arqueados que calzaban del 39 jugar con aquellos flats usados. Como una vulgar excusa me fui a preparar café para ella y su madre que aun no llegaba de trabajar con el afan de seguirla observando en aquel pies que poco a poco me iva calentando, al paso de un par de minutos de mirar a mi nena sacando y metiendo sus piecitos ritmicamente comence a experimentar una gran ereccion que no podia disimular lo que me genero ganas de masturbarme sin embargo me contuve lo mas que pude para que ella no se diera cuenta. Sin saber que hacer para bajar mi calentura llega mi esposa Angela muy agotada de su jornada en el jardin de niños , aprovechando que ya estaba en casa Marion le pidio ayuda a su madre para terminar de completar una parte de su tarea que le hacia falta, sin importarle el cansancio que traia con gusto mi esposita se dispuso a sentarse con mi hija para terminar su larga tarea.

Recien tomo asiento mi "Angie" entrecruzo la pierna y de una forma delicada el mocasin se le deslizaba lentamente en el talon quedando finalmente colgando en la punta de sus dedos. Teniendo el zapato pendiendo en el aire lo comenzo a balancear como si fuese una profesional, lo peor era que como tenía mi polla demasiado erguida con el shoeplay que ejecutaban la dos me puse mas cachondo por lo que rapidamente sin que las dos sospecharan me dirigi a la habitacion de mi esposa y yo para masturbarme, al llegar ahí disimuladamente cerre la puerta y enseguida saque mi pene que estaba duro y rosadito, fue donde comence a masturbarme hasta que mi miembro agarrara lubricacion luego en mi excitacion alcance a ver los flats que mi nena Marion usaba para ir a la escuela eran unos marca chanel color negros muy casuales que estaban a un lado del ropero. Sin entender porque estaban en nuestro cuarto me dio igual y los tome para follarmelos, enseguida introduci mi pene en uno de ellos y comence a hacer movimiemtos de penetracion hacia afuaera y hacia adentro haciendo frotar mi pene con el interior del zapato que se sentia acolchonadito y rico generando a los pocos minutos que me corriera a chorros en ellos.

Terminada mi calentura me fui del cuarto para tomar café con las dos, todo transcurria con normalidad cuando a mi hija se le ocurrio entrar al cuarto y al salir se mostro extrañada y con aquellos flats en la mano, se dirigio a su mamá para preguntarle que era esa cosa blanca que inundaban sus zapatitos. Como su madre no supo Marion me pregunto a mi y yo muy nervioso no sabia que responderle pero como ella es tan curiosa decidio lamer el interior de sus zapatos para determinar que era esa secrecion y al sacar su lengua se lleno su boquita de semen eso me excito un poco Angela tambien intrigada paso el dedo en la planta del flat de Marion y chupo el semen que extrajo en la punta de su dedo lo cual me gusto demasiado. Asi termino el dia y jamas se supo de lo que era en realidad esa sustancia, las dos siempre continuan deleitandome con su shoeplay Marion con sus flats y Angela con los mocasines y pumps bajitos que se ponia para trabajar al final de todo seguimos siendo muy unidos.

 

¿Ganas de SEXO? No desesperes, descubre quien más quiere sexo en tu zona!