Categorías

Relatos Eróticos

Filial

Con mi hermano y mi primo

Publicado por Sarita18 el 07/07/2007

Esta historia paso de verdad un verano que paso mi primo en mi casa. Yo me llamo Sara y me encanta follar y que me traten como puta. Mido 1`55, tengo unas tetas no muy grandes pero preciosas y un culo de escandalo que me gusta de llevar sin nada o con tanga aunque no salga. Mi hermano se llama Javi y tiene 21 años y un cuerpazo y no es porque sea su hermana. Va al gimnasio muy a menudo y mide sobre metro 90. Mi primo mide algo mas pero no esta tan cachas. Se llama Alberto y es muy guapo y siempre me he llevado muy bien con el pero hacia unos 3 años que no le veia. El dia que llego a casa me sorprendi porque pense: menudo tio, que bueno esta, y me avergonze de ello ya que era mi primo. El me dijo: - Que cambiada Sarita si estas echa toda una mujer- y yo me sonroje y le conteste: - Tu tambien estas muy guapo primito- y le dirirgi la mirada hacia el paquete, el cual note muy abultado. Ese dia después de comer nos fuimos a bañarnos a la piscina de mi patio y me quise poner guapa para mi primo, no se por que, asi que cogi un bañador que apena me cubria las tetitas y un tanga que dejaba al descubierto todo mi impresionante culo. Cuando sali al patio se me quedaron mirando ambos para mi sorpresa, ¿Podria desearme mi hermano? Yo hice como si nada y me meti rapido pero el agua estaba tan fria que mis pezones entraron en ereccion lo que, a traves de la fina tela era muy visible. Me dio igual, es mas, me dio morbo eso. Ademas, veia tomar el sol a mi primo y a mi hermano y pude verles los paquetes en semi-ereccion y eso me puso mas cachonda. De repente mi primo se lanzo al agua y empezo a juguetear conmigo con lo que pude notar su miembro en mi culo. No le di importancia pensando que era un juego nada mas y segui jugando con el hasta la cena pero me di cuenta que mi hermano se habia empalmado viendonos. En la cena estuve echando miradicas seductoras a Alberto e incluso le puse la pierna rozando la suya y el estaba ya calentisimo. Tras eso estuvimos viendo la tele un rato y nos fuimos a acostarnos. Yo dormia sola por lo que me puse un camisón sin nada debajo lo que me pone muy cachonda y mojada por lo fresco que lo tenia. Empeze a tocarme pensando en mi primo, no lo podia evitar y empeze con un ritmo frenetico de masturbación donde de vez en cuando se me escapaban gemiditos. Estaba en lo mejor cuando de repente oigo a mi primo decir: - Menuda fiesta estas haciendo eh, Sarita? ¿No me invitas? - Ven, pero no hagas ruido. No querria que mi hermano se enterase- Dije yo y me quite el camisón dejando ver mi hermoso cuerpo desnudo. El se quito el pijama y dejo ver una tranca de 19 cm que rebosaba fluidos preseminales. Yo me lanze a chuparsela ya que me encanta mamarla. Le deslize la lengua a lo largo del tronco ya que casi no podia abarcarla pero Alberto me la empujo a la garganta con lo que casi me ahogo. La llego a entrar entera y a mi me daban arcadas pero me aguante y empeze a follarle con la boca hasta que se corrio sobre mi cara descargando lecherazos sobre mis carnosos labios. Me pringo entera la cara pero no me limpie ya que el me devolvio el favor y empezo a chuparme mi coñito que descargaba fluidos constantemente. Me corri dos veces hasta que el estuvo empalmado de nuevo asi que le tumbe y y me situe sobre su miembro erecto con mis labios justo tocando su cabeza y de un golpe me la introduje entera sin poder reprimir un gritito. Empeze a cabalgarle arriba y abajo mientras me magreaba las tetas y me sentia llena cuando me la clavaba hasta los huevos. Acelere el ritmo y el descargo copiosamente en mi interior soltando semen por espacio de un minuto. Estaba tan cansada que me acoste simplemente sin limpiarme y Alberto se fue. Cuando me levante a las 12 de la mañana o asi. Me di cuenta de que tenia la cara pringada de lefa pero ni me acorde de mi coñito rebosante asi que me lave la cara y me puse unos short sin braguitas ni nada y una camiseta cortisima que apenas me llegaba al ombligo. Desayunando con mi primo y mi hermano me entere que mis padres habian salido y estabamos solos lo que me dio alegria por estar con mi primo pero mi hermano no permitiria que hicieramos nada. No obstante el dijo que se iba a bañar una horita y mi primo y yo nos miramos. En cuanto se empezo a remojar Alberto y yo fuimos a la habitación de mis padres donde enseguida se desnudo y yo empeze a chuparle su preciosa verga rosada como si me fuera tan necesario como respirar. La devoraba rapidamente y, con el culo en pompa, me empeze a tocar por encima del short cuando note que alguien me lo empezaba a bajar. Mire atrás y era mi hermano! Le dije que que hacia pero ni me hizo caso y me lo bajo entero y comenzo a chupar mis labios vaginales. - Vaya hermanita, si tienes un regalito aquí. Parece que el primo cumplio anoche contigo- Dijo refiriendose al semen alojado en mi vagina. -Yo no sere menos- Y me la clavo sin contemplaciones. No estaba mirando pero la note enorme aciendo una gran presion dentro de mi. Comenzo un ritmo lento ya que no podia mas rapido debido a su grosor. Mientras, Alberto me follaba la boca ya que me agarro de las coletas y comenzo a empujarla. A mi me dio mucho placer la situación y me empeze a correr a chorros sobre el pollon de Javi que me embistio con mas fuerza y mas rapidamente. En ese instante empezaron a descargar ambos, Javi dentro de mi chorreante coño y Alberto en toda mi cara pringandome el pelo de leche. Me sali de mi hermanito y pude ver el tamaño de su verga, ¡que tamaño mas increíble tenia! Unos 22 cm de tranca y unos 7 cm de diámetro. Parecia un negro con ese tamaño entre las piernas. Para que estuvieran listos otra vez me puse a limpiarsela a Javi y Alberto me dedicaba un beso negro dilatandome el ano. Al cabo de 5 minutos estaban los dos listos. Pedazo de dos tios de metro 90 con enormes trancas contra mi, con mi metro 55 y mi culo dilatado. Javi se tumbo y me ensarte su pija casi hasta abajo pero no podia mas mientras mi primito me comenzaba a ensartar por el culito su verga. Según introducia la cabeza me empezaba a sentir repleta, llena y chorreante de gusto. Asi hasta que note como sus huevo chocaban atrás mia con mis redonditas nalgas. En ese instante empeze a cabalgar arriba, abajo, atrás y adelante para complacer a mis dos machos. Asi estuvimos un rato hasta que mi hermanito dijo que le encantaria probar mi culo. En principio me dio algo de miedo a que me hiciera daño pero aun asi acepte asi que cambiaron posiciones. La polla de Alberto si pude abarcarla con mi insaciable coño y en cuanto estuve lista Javi empezo a penetrar. Que mezcla de placer y dolor. Mi culo la devoraba entera. Siguió metiendola hasta que entro todita. ¡Dios, que bien me senti con esa inmensisima verga dentro! Ahora me penetraban ellos y yo estaba quieta corriendome innumerables veces, chorreando sobre Alberto. Se levantaron ambos conmigo empalada sobre ellos casi desfallecida y me empezaron a ensartar en sus trancas sin que mis pies tocaran el suelo. Que imagen debia ofrecer yo, con mi aspecto de colegiala frágil, empalada en esos pollones por tios de veintipocos altisimos. Se empezaron a correr con las pollas lo mas profundas que podian soltando lecherazos en vagina e intestinos. Tanto soltaron que caian chorreones por sus huevos. Me dejaron sobre la cama con mis dos agujeros expulsando semen, la cara pringada de leche y rebentada de cansancio. Los siguiente dias volvimos a hacerlo los tres y en ese verano no pude andar con normalidad. Si tienen sugerencias o quieren intercambiar relatos: Saritalagata1988@hotmail.com

 

¿Ganas de SEXO? No desesperes, descubre quien más quiere sexo en tu zona!