Categorías

Relatos Eróticos

Filial

Orgia con mi esposa

Publicado por Anónimo el 30/11/-0001

Johanna es el nombre de mi esposa, el mio es Carlos, vivimos junto al mar en un pequeño apartamento que tiene una hermosa vista a la playa, somos una pareja de recien casados, y siempre nos ha gustado probar nuevas experiencias, en alguna oportunidad mientras me estaba cogiendo a johanna le pregunte en el momento en el que mas excitada estaba si le gustaría tener una orgía y que dos hombres la penetraran al mismo tiempo, en medio del extasis ella me respondio que si el cual se me quedo grabado en mi cabeza y en el que pensaba como podría hacerlo realidad. Johanna es una mujer de cuerpo hermoso una gran y pelada concha y un culito que provoca chupar hasta el cansancio.
en alguna oportunidad invite a un amigo que para el caso vivia en otra ciudad, a pasar unas pequeñas vacaciones en mi casa, cosa que accedio immediatamente sin mayor duda, su nombre es Sergio, nuestro amigo de toda la vida, sabia que era el unico que me podría ayudar a realizar la fantasia que tenia en mi cabeza, ya que ademas de ser un hombre bien parecido ya en alguna oportunidad mientras mirabamos una pelicula junto con mi mujer ella accedío a que yo penetrara mis dedos en su concha mientras lo observaba como invitandolo a participar y a que la penetrara sin piedad, momento que se daño por la repentina llegada de mi suegra al apartamento. Sin mas preambulo les voy a contar como realice la mejor experiencia sexual que he tenido en mi vida.
johanna gusta mucho de usar tangas brasileras tipo hilo dental, y nos fuimos a la playa el mismo día que sergio llego a la ciudad, compramos unos tragos y empezamos a brindar una y otra vez, ya bien entrados en copas con un sol ardiente, y totalmente llenos de bronceador yo empece a acariciar y a besar a mujer, tocandola en todas las partes sencibles de su cuerpo y observando como sergio se ponia cada vez mas cachondo mirando aquella escena, insisti e insiti hasta que la pude persuadir de quitarse el brasier y quedar mostrando esas tremendas tetas que posee con el pretexto de que se bronceara un poco mas empeze a aplicarle bronceador en sus pezones los cuales los notaba cada vez mas duros cosa que sergio no perdia de vista sin pestañear, estabamos tan entrados en tragos y tan calientes que invite a sergio a que continuara aplicando el bronceador a lo que accedio inmediatamente, mientras yo me retire a servir otras copas mas, a la distancia observaba como mi mujer comenzaba a respirar agitada mientras mi compañero acariciaba sus tetas y apretaba sus pezones, ella se voltio mostrandole su gran culo para que el le aplicara bronceador en la espalda comenzando por sus pies y subiendo lentamente hasta llegar a tocar las nalgas en donde se quedo por espacio de cinco minutos bajando cada vez mas sus manos rozando su coño y tratando de acariciarlo, decidi en ese momento que era tiempo de regresar al apartamento y continuando con el whisky decidi jugar a quitarse las prendas, a lo que los dos tambien accedieron de una vez, comenzo el juego y johanna fue quién quedo primero totalmente desnuda solo tenia unas sandalias de tacon alto que la hacian ver supremamente sexi, ya cuando los tres estabamos totalmente desnudos, puse musica romantica e invite a sergio a que bailara con mi mujer, se paro del sofa con la verga totalmente erecta comenzaron a moverse cada vez mas pegados y sensual, johanna comenzo a acariciarle su miembro mientras el lo hacia con sus nalgas, me voltearon a mirar y les di via libre para lo que quisieran hacer, sin mas preambulos johanna se arrodillo y comenzo a chuparme la verga a sergio mientras el con su mano sobre la cabeza de mi mujer dirigia todos los movimientos, acto seguido la recosto sobre la silla y comenzo con lengua a lamer la concha de mi esposa la cual estaba completamente mojada y a punto de estallar la volteo quedando en cuatro y con su culo hacia y el y la penetro con gran fuerza gimiendo de placer y completamente llenos de sudor le replique que no olvidara su culo a lo respondio metiendole el dedo mojado por el mismo liquido de su concha, johanna gritaba de placer y me miraba invitandome a la faena a lo que accedi inmediatamente poniendola a chupar mi verga hasta que los dos acabamos sergio en su concha y yo en su boca, descansamos un poco y johanna comenzo a mamarnola a los dos hasta estar nuevamente erectos y comenzamos a cogerla y por la concha y sergio por el culo, hasta terminar los dos como empezamos y dentro de cada hueco. Exhaustos dormimos en los tapetes del piso y a la mañana siguiente cual sería mi sopresa al despertarme y escuchar ruidos extraños en la cocina acercandome ligeramente veo a mi esposa enculada por la verga de mi amigo y a punto de estallar, mi resaca no me permitio participar de aquel momento, solo se que durante ese día mi esposa y sergio continuaron culiando en la piscina, en un restaurante, en las escaleras del edificio donde vivo es decir aproximadamente 5 polvos durante todo el día mientras yo dormia placenteramente, mi esposa culiaba y culiaba con mi mejor amigo. Sergio se marcho al día al dia siguiente pero nos despedimos con una orgía que despues les cuento.
Esta experiencia mejoro nuestra relación haciendolo ahora mas ha menudo con algunos turistas que llagan por la ciudad claro también hemos hecho trios con otras mujeres a lo que johanna respondio como toda una zorra.

 

¿Ganas de SEXO? No desesperes, descubre quien más quiere sexo en tu zona!