Categorías

Relatos Eróticos

Gays

Mis experiencias sexuales gays, experiencia sexual real

Publicado por JAIME 1234 el 16/05/2016

Les conté lo que viví con mi peluquero, eso me paso a los 11 o 12 años, después de eso me dijo si podía hacerlo con su amigo, al cual ya le había contado, no conteste, al siguiente sábado que estaba en la peluquería, llegó, pensé que era un cliente, no. no lo era sino su conocido, comenzaron a platicar de trivialidades, era tarde le dije que ya me iba, cierra y te vas, antes limpias todo estaba en mi tarea cuando veo por el espejo que el visitante tenía su verga fuera del pantalón masturbándose suavemente mostrándola totalmente parada, ,era gruesa larga, sabía que lo miraba, me llama e invita acercarme, hago señas que estaba mi peluquero, no importa ven, me dirijo a él y la tomo entre mis manos, me comenta que ya le había platicado que me gustaban los machos, así me pide que le hiciera una chupada, al ver ese pene erecto, no lo pensé dos veces dirigí mi boca a succionar su palo mamándole empece a excitarme dándome gusto entraba y salía de mi boca. la llenaba de saliva, pasaba mi lengua por todo su tronco, mientras el peluquero me empezó a desnudar, me dejé sus manos empezaron a recorrer mi cuerpo, mis nalgas, mi penecito haciendo mayor mi calentura, cambiamos, ahora se lo mamo a mi peluquero, el otro empieza a tocar mi culito con su dedo metiéndomelo poco a poco, mamando tomando con mi mano su verga, sintiendo rico en mi culo era lo máximo, sus vergas eran deliciosas y sus palabrotas me ponían caliente, el vecino me para las nalgas y empieza a meter su lengua por mi ano, mi peluquero se deleitaba viendo como se la comía y como me hacia su amigo el cual, después de haberse deleitado con mi orificio puso su vergota en la entrada, la fué metiendo primero la cabeza que era grande entro otra parte de ese caramelo, hasta que entro toda la empujaba a la vez con suavidad también con firmeza, me dice que era el quinto jovencito que se cojia porque para el eramos mujercitas, me empieza a dar para adentro de mi culo y este lo recibe con un poco de dolor, mientras sigo mamando los huevotes de mi otro macho me estaban dando una cojida que por eso nunca la olvide, lo mejor vino cuando me dice que le gustaba meterla teniendo las piernas de su putita o sea yo en sus hombros, me colocó así y me la metió me sentía una mujercita con dos hombres, mientras hincado al peluquero se la seguía chupando, era increíble lo que sentía mi colita llena de verga y mi boca tambíén, le calentaba alargar su pene mientras yo succionaba su cabeza y tocaba sus huevos, luego me acomodaron de lado, me levantó la pierna y empezo una penetración que deseaba tenerla toda adentro, mi peluquero se pasó al otro sillón a observar mientras me daban por atrás como prostituta sin protestar usada, luego me puso un espejo para que viera como me la metía haciendo más candente el momento, con sus manos me abría quería , creo meterme sus huevotes aparte de su pito, mientras se resbalada en mi cueva hasta el tope, no terminó ahy me puso en cuatro ahora seras mi perra se coloco atrás y de nuevo la tenía adentro, sus movimientos lo hizo como un perro, rapidos rapidos entraba y salía yo solo me dejaba, sentí que ya se iba a vaciar me colocó parado y sin meterla, rozando mis nalgas se vino en mi espalda dejandome empinado sobre el sillón. así estaba cuando mi peluquero me la mete, tenía los espermas en la punta de su fierro que en pocos movimientos hecho su semen en mis nalgas, caí desfallecido después de esta culiada. descansé un rato, luego me vestí y me dirigí a mi casa, No me lo van a creer pero en el trayecto tuve otra experiencia que después les contaré

 

¿Ganas de SEXO? No desesperes, descubre quien más quiere sexo en tu zona!