Categorías

Relatos Eróticos

Intercambios

El balneario

Publicado por Anónimo el 30/11/-0001

Hola, mi nombre es Toño y vivo en Madrid, hace 8 años que estoy casado con una mujer valenciana que se llama Bea , ella es una mujer muy independiente y con un fuerte carácter aunque muy aferrada a sus costumbres, formamos una pareja muy actual, hacemos algo de deporte y poseemos cierto atractivo físico.Yo soy moreno, delgado y tengo unos intensos ojos verdes que siempre atrajeron a las mujeres, mi mujer tiene el pelo castaño y rizado es delgada como yó y tiene unas tetas impresionantes.La historia que voy a contarles sucedió la primavera pasada cuando fuimos a cenar con una pareja de amigos Frán y Lola, Frán es un corpulento muchachote moreno y bonachón , su mujer Lola es bajita y con un cuerpo exuberante, labios carnosos, mirada penetrante y muy sensual una mujer que sin quererlo atrae.Ellos son amigos nuestros desde la facultad y nuestra relacción siempre fue de amistad, aunque Lola me resultaba atractiva yo jamas le comenté esto a Frán y el tampoco me dijo nada acerca de mi mujer, nuestras conversaciones solian dirijirse a temas de deporte, trabajo, sociales, puede que hablaramos de mujeres pero nunca de las nuestras y nunca con nuestras mujeres delante La historia surgio en una cena , Fran se quejaba del stress al que estaba sometido en su trabajo y los demás coincidimos con el sobre las continuas presiones que recibiamos y que nos llevaban a padecer de insonmio, nerviosismo y fatiga.Lola nos comentó que hasta sus relacciones sexuales se habian visto afectadas, Bea propuso pedir una semana libre en nuestros trabajos para retirarnos a un lugar tranquilo a descansar y yo propuse un balneario como cura total, la idea fue muy bien acogida aunque teniamos que conseguir esa dichosa semana en nuestros trabajos, apuntamos a una semana en Mayo que tenia un dia de fiesta en jueves y que podía ser idonea.Quedamos en llamarnos para ver si salía adelante el plán y así quedó la cosa.
A la semana siguiente las cosas empezaron a marchar sobre ruedas y ,aunque con concesiones, coseguimos todos la semana libre, una de esas concesiones era que Fran debía de trabajar el fin de semana anterior lo que obligaba a retrasar todo al lunes.La semana anterior todo fueron preparativos y deseos de que llegara el dia de la marcha , la idea de una semana apartados del mundanal ruido nos tenía a todos muy excitados y prácticamente nos llamabamos a diario, para comentar cosas acerca de el lugar adonde ibamos.Por fín llego el ansiado dia y fuimos a buscar a Frán y a Lola a su casa para hacer juntos el viaje, decidimos ir en nuestro coche para evitar gastos innecesarios así que partimos hacia la sierra donde se encontraba el balneario, el viaje fue muy divertido y las conversaciones fueron exclusivamente sobre las actividades en el balneario, Lola comentó que había unas clases de algo parecido al Tai-chí y la expresión corporal, una mezcla que todos consideramos extraña, tambien había rutas de senderismo y sobre todo actividades termales o lo que es lo mismo mucho chorro y muchas burbujas.Cuando llegamos al balneario nos recibio un chico con cara de no haberse excitado en su vida, tal era el rostro pausado que presentaba, y nos dirijio a nuestras habitaciones para que dejasemos el equipaje, nos dijo que podiamos pasar a los baños cuando hubiesemos terminado a darnos un baño de burbujas antes del almuerzo que era a la 1 del mediodia, el entorno era maravilloso rodeado de montañas y vegetación y las habitaciones eran rústicas pero con todos los elementos perfectamente cuidados, lo que más nos impresionó fue la cama que medía dos por dos, vaya polvos me voy a echar, pensé.Bajamos al baño y nos tumbamos placenteramente en una de las bañeras recibiendo un chorro de burbujas, cuando estabamos allí aparecieron Lola y Frán y a mi casi me da un vuelco el corazón cuando vi por primera vez en mi vida a Lola en bañador, no sabía donde mirar, que cuerpo, tuve que meter la cabeza dentro del agua para aislar mis pensamientos, se colocaron a nuestro lado y nos dijeron que despues de comer teniamos unos momentos de relajación, siesta, pensé yo y despues iriamos a una clase de Tai-chí-expresion corporal, nos comía la curiosidad, al salir del agua ví como Frán se hacía el remolón esperando a que saliera Bea, lo cual no me extrañó porque yo tambien estaba esperando a que saliera Lola y no pude ver la cara de Fran porque estaba absorto en el culo de Lola subiendo las escaleras de la piscina, por un momento pensé que ellas eran conscientes de ello , pero la idea me creaba sentimientos contradictorios.La comida fue muy ligera, mi idea de la relajación no estaba reñida con un chuletón de ternera pero la dieta era extricta y consistia en verduras y pescados a la plancha aparte de muchos zumos, nos pusieron un licor, que exceso, sin alcohol.de todas formas no nos importó mucho a ninguno y el bienestar del baño se notaba en nuestra conversación fluida, nuestros lazos estaban ahora más unidos que nunca y la conversación tocaba temas personales y de pareja como antes nunca lo había hecho, sin llegar a hablar de sexo, Bea contó que dormia sin pijama, Lola que se ponia tangas, Frán que tenia una almorrana y yo que afeitaba con brocha y navaja, cosas triviales que hasta ese momento nunca habiamos hablado, llego el momento de la relajación y nos fuimos a una sala de camillas donde había música oriental muy suave y te ponian muchos zumos, hasta ese momento yo había bebido en una solo dia más zumos que los que suelo tomar en todo un año, el caso es que me dormí placidamente y desperte cuando un sonido angelical me dijo Toño!!, era Lola que me despertaba para ir a la clase de tai........... me desperté sobresaltado y descubrí que estaba totalmente empalmado, que situación, Lola me dijo: venga espabila que Bea y Fran ya están arriba acompañé a Lola por un pasillo y subimos una escalera, como iba detrás pude observar sus bonito pelo y adiviné una nuca muy sensual, bueno tambien me fije en otras cosas, entramos en una sala amplia y allí estaban 6 personas aparte de nosostros cuatro y un señor vestido de kimono y con bigote, que supuse era el monitor, se presentó a todos y nos indicó varias posturas de tai chí que buscaban el equilibrio, todos eramos novatos y un desastre, luego continuaron unos ejercicios de estiramiento y por fín la expresión corporal, el monitor nos explico que debiamos liberar nuestra mente de complejos e inhibiciones y debiamos de sentirlos plenamente, nos pidio que nos colocasemos por parejas, pero que no fueran parejas reales, es decir que no tuviesemos vínculos afectivos, casi instintivamente Bea se colocó con Fran y Lola conmigo, acto seguido nos pidio a todos que nos colocasemos espalda con espalda y nuestros cuerpos pegados entre sí, que no nos inhibieramos de sentir el otro cuerpo, sentí el culo de Lola pegado al mio, su espalda,sin complejos totalmete pegados, nos pidio que rotaramos pegando nuestros cuerpos , pegamos nuestras piernas,los hombros, los cuellos, los pechos, iba a explotar, por su parte Fran se estaba poniendo las botas con mi mujer aunque ella tenía cara de pocos amigos y yo estaba un poco mosca con la situación, aunque por otro lado estaba encantado de haberme pegado tanto a Lola, volvía la contradición.Despues de la clase nos dimos bajamos a las termas y nos dieron unos chorros de agua helada y otro zumo,salimos a dar un paseo por los alrededores del balneario y ninguno de los 4 comentó nada caerca de la clase aunque seguimos hablando en tono jovial y la confianza entre nosotros era mayor, digamos que habia funcionado la terapia, antes nuestras conversaciones eran entre los cuatro obien ellas dos juntas y nosotros dos juntos, pero no era comun que yo hablara con Lola y Bea con Fran, Lola me dijo que estaba harta de zumos, yo coincidí, Yo le dije que un dia nos escapariamos a tomar unas copas, ella me dijo que por supuesto y se fue haciendo de noche, fuimos a cenar el pescadito y el zumo seguimos charlando y nos dirijimos a nuestros dormitorios, la noche fue bestial, el relax del dia se torno en lujuria y desenfreno de noche aunque no podía quitarme de la cabeza la clase de expresión corporal, mi mujer me dijo que Fran se había pasado un poquito y so le dije que se trataba de deshinibirse, no de cortarse, aunque si veia que se pasaba de la raya ella tenia que frenar, ella me dijo que yo no había frenado mucho y le contesté que estaba un poco paranoica,¿pero quien engaña a una mujer?El segundo dia empezó con un suculento desayuno, la mejor comida del dia, y por la cara de Fran y de Lola la noche había sido inmejorable sobre todo por sus ojeras y la sonrisa de oreja a oreja que lucian.Le siguio un baño frio y un paseo con monitor por los alrededores,se me olvidaba el zumo, entable con el saludable monitor y le pregunté donde podiamos tomar unas copas, me apuntó una discoteca de pueblo con poca gente, musica hortera pero según el eso ,es lo que hay.Volvimos a la hora de la comida y despues de una ducha nos fuimos al comedor donde nos esperaba otra nutritiva comida carente de toxinas y tambien de sabor, Lola estaba pletórica y Bea no paraba de hablar, yo miraba a las dos y me corrian fantasias por mi imaginación que se volvian de nuevo contradictorias, por su parte Fran no quitaba la vista de Bea, quien en algún momento se puso nerviosa con sus miradas, mientras nos dirijiamos a la sala de relajación y tomando un zumo me dijo que la belleza de mi mujer no eclipsaba su inteligencia yo por mi parte le dije que ambos eramos afortunados con nuestras exposas y que Lola era tan agradable como hermosa, jamás habiamos llegado tan lejos en nuestras apreciaciones y eso me volvio a crear sentimientos contradictorios, despues de mi siesta y la relajación del resto volvimos a la clase de tai-chi-expresión corporal, iniciamos los ejercicios de tai-chi y volvimos a juntar nuestros cuerpos, esta vez mucho más deshinibidos, al finalizar el monitor pidio que realizasemos un masaje a la pareja y pude tocar la nuca de Lola, sus cervicales,su columna, sus dorsales musculo a musculo, hueso a hueso.mi excitación era desmedida y en muchas ocasiones el masaje se tornó en caricia cosa que ella percibió pero no dijo nada, estaba tan absorto en percibir su deseado cuerpo que ni siquiera miré a mi mujer y a mi amigo. Repetimos la rutina diaria y despues de la cena y varios zumos salimos a pasear los cuatro, ahora Lola hablaba más conmigo y Bea con Fran, Lola me agarraba el brazo y me empujaba cariñosamente cuando le hacía alguna broma y eso hizo que yo tambien me atreviese a cogerle el cuello, el brazo pero todo era muy natural y propio de buenos amigos, por otra parte Bea y Fran mantenian una conversación más seria y caminaban pegados mirandose pero charlando efusivamente, decidimos subir a una de las habitaciones a continuar charlando y jugar a las cartas, en medio de la partida Lola me dijo que donde había aprendido a dar masajes que era un profesional, le contesté que cuando era adolescente había comprado varios libros de masajes para utilizarlos en mis conquistas y ella rio, la cara de Bea no fue precisamente de risa pero no dijo nada, Fran sin embargo mostró interés en el tema y me dijo que si le podía enseñar algo, de una forma práctica, miré a Bea y le pedí que se dejara dar un masaje, ella me dijo que no, insistí y más por la presión colectiva que por sus ganas accedio a recibir un masaje, fui al baño a por crema y ella se puso la parte de arriba del bañador, se recostó en la cama y empezé a masajear sus hombros mientras Fran y Lola miraban atentamente, yo les explicaba que musculo masajeaba, como abria los homoplatos,etc.. pero le dije que lo mejor es que Lola se pusiera al lado y probara el a imitar los movimientos.La situación se tornó en excitante, instructiva y a la vez preocupante y yo quise forzar un poco la marcha frotando circularmente ,muy cerca de los pechos de mi mujer, Fran me imitaba más timidamente, pero a la vez era consciente de la situación,la piel de Lola estaba alterada y ella estaba muy excitada y de repente Bea se levantó y dijo, ¡!vamonos a dormir!!, corto por lo sano, todos hicimos como que no pasaba nada pero con pucheros y nos fuimos a nuestra habitación, cuando llegamos Bea me dijo, que querias follarme allí con ellos delante, cabrón, ¿te crees que soy tonta o que?.Despues de muchos mimos y caricias, tuvimos otra noche de lujuria y desenfreno y aunque ella no lo reconocería nunca estaba mas excitada que de costumbre.El dia siguiente amanecio con desayunos, ojeras y sonrisas de oreja a oreja, aparte de más zumos con chorros de agua caliente y fria seguidos de burbujas chispeantes, la situación de la noche anterior no fue comentada, pero el paso que habiamos dado todos era grande y los temas de sexo surgian en todas las conversaciones, Lola me dijo vaya ojeras que teniais esta mañana, no debisteis de dormir mucho, Yo le dije a Fran: tienes pinta de tener una buena tranca según se ve el bañador, Fran más comedido me dijo que si habia dejado contenta a Bea y Bea por su parte seguia manteniendo la distancia, Fran le dijo a Bea que porqué estaba tan fria en las clases de Tai-expresión corporal que era un juego para relajarse y disfrutar más de uno mismo y de los demás, ella dijo que todavía no había encontrado la relajación total, que no se había adaptado pero que lo intentaría y así fue pasando el dia entre charlas , baños, comidas y siesta.A esas alturas el momento más esperado del dia era la clase de expresión corporal, tanta relajación me producia aburrimiento y pegarme al cuerpo de Lola era lo mejor que podia esperar, el monitor propuso ese dia rodar abrazados y ese fue uno de los mejores momentos que recuerdo , sin llegar a tocarla con mis dedos percibí trodo su cuerpo y noté que ella tambien acoplaba su cuerpo apra sentir el mio, aunque mi deseo era grande mi curiosidad era mayor y observé en algunos instantes a Fran y a mi mujer y por la cara de ella creo que había roto en parte su tabú en mi interior surgio de nuevo la contradicción.En el paseo nocturno surgian los abrazos, ls risas y los coqueteos, los secretos empezaban a dejar de tener cabida entre los cuatro y comenzamos varios juegos pueriles que tenian como fín el contacto físico.Decidimos salir a tomar unas copas a la disco hortera y vestidos para la ocasión, vaqueros y sudadera, salimos a conquistar el pueblo.La discoteca la conquistamos porque aparte del dj camarero y uno con zapatillas de cuadros eramos los únicos en la discoteca, cosa que nos animó aunque parezca lo contrario y decidimos beber el alcohol en bruto para desquitarnos de la sobrezumosis , así que arreamos tequila Souza con limón y una pizca de sal y conquistamos la desierta pista, el desenfreno fue tal que a la hora de entrar en la disco tuvimos que salir para evitar el coma etílico nos dirijimos paseando hasta el balneario y yo aproveche para coger en brazos a mi mujer y luego a Lola, para que no se notara mucho, Fran hizo lo mismo y entre bromas , risas y un pequeño desvio llegamos al balneario, con el cachondeo que llevabamos encima y la botella de tequila que nos habiamos agenciado decidimos subir a nuestra habitación a continuar la juerga, al llegar allí nos pusimos unas copitas de tequila y Fran le comentó a mi mujer que hoy la había visto más relajada, ella le dijo que había conseguido relajarse y ver todo de otra manera , el la abrazó y ella sonrió, aunque yo estaba un poco bebido decidí dar más marcah y le dije a Fran que que tal llevaba las prácticas de masaje, el se rio y cuando iba a mostrarmelo en el cuello de su mujer yo le dije que porqué no probaba con Bea, en ese momento surgio de nuevo la contradicción pero había tomado una decisión y no me podía volver atrás, mi mujer me miró sorprendida y por un momento pensé que iba a cortar de nuevo la situación pero debido a la nueva situación aceptó,sin embargo le dijo a Lola que se sentiría más comoda si yo la masajeaba a ella y se fueron ambas a cambiarse al servicio volviendo ambas con un biquini, nos aplicamoscrema en las manos y comenzamos a masajear sus hombros, la piel de Lola se erizo totalmente cuando empezé a masajearla, opté por sentirla y explorala en vez de darle un masaje terapeutico y pude notar su piel, mientras la acariciaba, Fran seguia mis pasos y mi mujer estaba con los ojos cerrados disfrutando de las caricias, decidí acariciar sus costados acercandome a su vientre y la cara de Lola recostada con la boca abierta y los ojos entrecerrados me hacía desearla, toque sus costillas acercandome peligrosamente a sus pechos y al mirar hacia mi amigo ví que se apoyaba encima de mi mujer para sentirla totalmente, ella se sobresalto, pero decidio abandonarse mirandome con cara de placer, acerque mi mano a la nuca de Lola y la acaricie, noté que volvia su cra hacía mí buscando el contacto y sin poder remediarlo me acerque y bese su cuello, luego su nuca y girandola lentamente la besé , ese momento fue una explosión de sensualidad sintiendo sus carnosos labios acercarse a los mios y su lengua buscando la mia en un frenesí imposible de parar , me tumbé en la cama mirandola fijamente y disfrutando de su belleza mientras mis manos recorrian todo su cuerpo con delicadeza, aprovechando cada minuto, cada rincón de sucuerpo con dedicación, sus pechos se encrispaban surgiendo dos duras rocas de su rotundidad, los fui recogiendo en mi mano, mientras los acercaba a mi boca para deleitarme con su dulce sabor,acaricie sus curvas y agarré su culo hundienbo la palma de mi mano entre ambos tocando ese culo que tanto había deseado, ella gemia de placery de deseo mientras sus gemidos se confundian con los de mi exposa que estaba abriendo el pantalón de Frán que estaba fuera de sí disfrutando del cuerpo de mi mujer, retiré la parte de abajo del bikini de Lola y empezé a besar sus pies subiendo por su entrepierna en lentos movimientos , haciendola sufrir en su deseo , ella retiró mis pantalones , buscando el trofeo que deseaba, intentaba arrancarlos mientras yo me abría camino hasta su cueva, la bese lentamente agarrando los labios de su vagina entre mis labios y buscando afanosamente su clitoris, ella lanzo un gemido y acerco un dedo a la entrada de mi ano acariciando con la otra mano la base de mi pene, con lentos lenguetazos recorrio todo mi pene descubriendo mi prepucio que estallaba por sentirse dentro de sus hermosos labios , ahora fuy yo quien lanzo un gemido de placer , de deseo amplio, mi lengua recorrio su clitoris y jugue con el primero suavemente percibiendo su sabor, su explendor, su firmeza , luego a medida que crecia la excitación me lanzé en una voraz caceria de sus partes intimas haciendose que se pegase a mi que se introdujera mi poya mas adentro, que gozara a un ritmo frenético, sus jugos recorrian mi lengua con un sabor agrio que me excitaba al límite ella gemía sin parar si ser dueña de si misma, en ese momento intrujo su dedo en mi ano produciendome un placer extraño pero salvaje, aceleré mis movimientos y comenzé a follar literalmente su boca , ella no paraba de gemir, de pedir más y más, de repente me sobrevino un estallido salvaje y mi semen inundó su boca, ella se aferraba a mi y lamia mi pene devorandolo, yo estaba vacio y feliz, paramos abrazados a descansar y miramos a nuestras parejas, Fran estaba recostado en la cama y Bea estaba montada a horcajadas sobre el, Bea se movia con movimientos circulares muy lentos y acababa con una penetración total, Fran se desencajaba de placer acariciando sus caderas , alzando su mano a sus pechos fugaces,Bea iba acelerando sus movimientos, impidiendo que Fran se moviera, haciendo todo el trabajo, cada vez aceleraba más y más sus caderas y Fran se deleitaba con sus contarcciones hasta que lla aceleró más y más sus movimientos y el se dejo llevar por el placer y emitio unos sonidos que se confundieron con los seguidos ¡¡ahhh!!! Que emitia Bea, con este espectaculo yo había conseguido recuperar mi empalme y puse a Lola a cuatro patas , mientras acerque mi pene para penetrarla desde atrás su vagina era algo que yo deseaba, y queria disfrutarla al máximo, acaricie su espalda mientras acergcaba mi pene asido en mi mano rodee su vagina la recorrí con el pene y acerque y separé este varias veces hasta que ella gemia del deseo se lo pasé por su ano haciendo que se retorciese y cuando su deseo era infinito acerque mi pene a su coño y la penetré poco a poco sintiendo como las paredes de su vagina se acomodaban a mi aparato, empezé a follarmela despacio, sin prisas agarrando sus nalgas entre mis manos con cuidado pero firmemente, el ritmo iba creciendo y la penetración era cada vez más intensa, agarré sus nalgas con mas firmeza y las moví acompasando el movimiento de mi pelvis, haciendola gozar, sus gritos eran de placer intenso, estaba follandome a la mujer que mas deseaba, mis movimientos se hicieron cada vez más fuertes y ella intentaba seguirme, llegra conmigo, estallamos los dos en un orgasmo mutuo que nos dejó tendidos, en la cama. Despues de esto la noche continuo sin freno y los cuatro disfrutamos a tope de nuestros cuerpos, seremos conocidos en el balneario por muchos años porque en los tres dias restantes solo deshicimos una cama y nuestros vecinos de habitación no descansaron lo suficiente, ahora vivimos los cuatro juntos en una casa y aparte de loq ue nos ahorramos en vivienda, no paramos de follar.Un saludo a todos y os recomiendo seguir estas experiencias.

 

¿Ganas de SEXO? No desesperes, descubre quien más quiere sexo en tu zona!