Categorías

Relatos Eróticos

Sexo con maduras

De postre

Publicado por Anónimo el 30/11/-0001

Me presento, tengo 38 años. he sabido complacerme sola. Esta fue mi primera experiencia fuerte.

Me encontraba en una comida en mi casa entre amigos de mi hija y amigos de mi novio, celebrando el cumpleaños de mi hija de 17. Éramos muchos y la fiesta fue muy bien y se empezaban a notar las botellas de vino consumidas. La velada se caldeaba y cada vez el tono de voz subía. El ambiente era inmejorable pues la comida transcurrió sin altercados. Pero la fiesta comenzaba a subir de temperatura y se empezó a hablar de sexo. Soy de la opinión de que las conversaciones sobre sexo nunca dejan indiferente, No pierdo oportunidad de dar mi opinión y soy consciente que no es habitual que las mujeres hablen libremente de sexo pero yo opino y comento experiencias propias.
Ese día la conversación duró más de lo habitual Me preguntaron que qué era lo que más me gustaba que me hicieran.
Yo contesté que me gustan muchas cosas. Alguien preguntó que “te comieran el chochito”? no les conteste , mi cara se puso roja.
Mi novio se levantó y creí que iba al baño.
Yo llevaba una falda y de repente noté un roce en el muslo. Acto seguido sentí como unas manos me subían por las piernas hasta llegar a mi tanga.
Todo esto debajo de la mesa y con gente alrededor mis amigos , amigos de mi hija, Me puse muy nerviosa mirando para todos los lados, comprobando que nadie se diese cuenta.
Al principio me asusté pero el morbo de la situación pudo con el miedo y no hice ningún movimiento. Estuve segura que es mi novio, Me quedé paralizada. Las manos siguieron subiendo hasta mi tanguita y noté como me las separaban hacia un lado dejando el chochito al aire libre.
Sin darme cuenta, abrí un poco las piernas dando permiso inconscientemente para que hiciese lo que quisiera. La gente continuaba charlando y de vez en cuando, me sumaban a la conversación con lo que tenía que hablar obligatoriamente como podía. Me costaba mucho ya que mi respiración iba en aumento.
Tenía los pezones completamente excitados. Se me marcaban a través de la camiseta ya que los tengo muy prominentes. Era muy difícil la situación ya que estaba muy nerviosa, pero era sumamente excitante. Unos amigos de mi hija, me miraron con una sonrisa, picara.

Cada vez se ponía más interesante. Al apartar el tanga a un lado, comenzó a besarme y chuparme los labios mayores. Noté que se me inflamaban y que mis pezones se iban a salir de la camiseta.
Los amigos de mi hija que aún se encontraban en la mesa, no dejaban de mirar mis pezones con lo que todavía me excité más. Mi pulso se iba acelerando y cada vez tenía más problemas para seguir la conversación de la mesa. La gente estaba cantando y hablando alto y gracias al consumo en masa de alcohol, nadie se daba cuenta de la situación. Por eso me relajé un poco. Pensé que los jóvenes se reían dentro ellos de algo.

De repente, algo me dejó helada. Vi aparecer a mi novio en la puerta mientras que alguien seguía chupando besando los labios menores. Me quedé completamente paralizada. Aquella lengua tan hábil, no era la de mi novio y no tenía la menor idea de a quién pertenecía.
No me atreví a mirar debajo de la mesa pero además ya era tarde para dar marcha atrás. Comenzó a chuparme suavemente el clítoris mientras me acariciaba y me mojaba los muslos con la mano.
Era tarde para confusiones. No podía explicar que me había equivocado y tampoco podía delatar a un amigo porque ni siquiera sabía de quién se trataba aunque ni lo sospechaba. Además me daba mucha vergüenza el que alguien se enterara de lo que estaba sucediendo. Mientras le daba vueltas a la cabeza, la lengua comenzó a acelerar y con ello, mi pulso.
En ese momento mi novio se sentó a la mesa frente de mi, y comenzó a hablarme. Le dije que el café me había acelerado ya que se me notaba alterada. Como para no estarlo! Él continuaba hablándo con otros amigos pero yo ya no podía atenderle porque mi cuerpo sólo respondía a esa lengua prodigiosa.
Esa lengua me penetró y me jugó como experto, sus dedos entraron lento en mi cueva.
De pronto, me desaté. Ya no pude aguantarlo más. Me iba a correr ahí mismo, delante de todos los amigos y sobre todo delante de los amigos de mi hija,
Agaché la cabeza haciendo un ademán que quedase natural y aproveché para correrme. Me dejé llevar aunque tuve que hacer muchos esfuerzos para que no saliera ningún gemido de mis labios. Fue realmente difícil ya que fue un orgasmo intensísimo. Gocé muchísimo con la situación aunque realmente pasé muchos nervios.

Al ratito apagaron las luces y pusieron un a bailar un slow, pensé que voy a relajar y agarrar aire, pero no, en la oscuridad sentí que alguien me acaricia el cabello de atrás y creí que era mi novio que se recordó de mi, puse mi mano encima de esa mano, y le deje que siga acariciándome la cara también , después de un rato así me dio vuelta la cara un lado para sentir su verga rozando mi mejilla, sonreí en la oscuridad pensando, mi novio es un muchacho ardiente, abrí mi boca y lo dejé que se deslizara su verga en mi boca, pero sentí algo raro, y pensé no es mi novio, era otro pene en mi boca, por el tamaño y por el piel sentí que es otro, pero no pude y ir para atrás, trate de moverme para atrás pero esos manos me tenían firme, y no dejaron volver, esa verga era lisa y grande, y si me gusto, pero pensé, que pasa si en ese rato si llegara mi novio? O prenden las luces?
Seguía con el movimiento para adelante y para atrás sujetándome de mis cabellos, noté que el anda mas rápido dándome empujones a la cara para adelante y para atrás. Sentí que el esta por acabar como ya sentí que vibraba, traté de ir para atrás otra vez, y sentí que el no me deja, ya me calenté yo también pero ya quería que eso se acabara, y le di la chupada de su vida, hasta que el vira su cuerpo se paró por un rato y sentí que me llenó la garganta de su semen caliente.
El se alejó sin que pude ver quien era, pero lo sentí muy joven como si era uno del amigos de mi hija,
Me levanté en la oscuridad y fui a la cocina, en la cocina tengo una ventana que mira a la sala, ahí me paré tratando de tomar aire y pensar que es lo que paso aquí.
Pusieron las luces en la sala y unos me pidieron bebidas y las pasé por la ventana a la sala. Esa ventana es del tamaño de mi cuerpo no mas. Y para pasar la bebidas tenia que moverme para atras. Una vez que pase unas bebidas con mi cuerpo extendido para la sala sentí de repente que alguien me tiene de atrás, y me levanta la falda, con mi mirada busqué a mi novio en la sala y no lo vi, así que dije, por fin será el aquí en mis pompis, sentí una verga rozando mis pompis echando a un lado mi tanga, ya mojada, y rozando mis labios con ese largo pene, se deslizo un rato y con las piernas me abrió las mías para llegar mas adentro, y seguía rozando mis piernas y mis labios vaginales, trate de mover mis manos para atrás, para ver quien es o demorar ese ataque, pero no pude, por que la ventana era muy angosta,
Ese pene me entró lentamente y yo aún creo que es mi novio abro mis piernas para darle mas alcance, esa verga me entra lento y duro, y noto que es larga, y muy larga, en eso pienso no es mi novio, y me dan otra vez ese placer, sin querer. De repente vi a mi novio que entra de una recamara y me hizo con el pulgar para arriba, como diciendo todo bien? Le hice la misma señal. Que le podía contar en ese momento ? cerré por un rato mi ojos, la luz se apagó otra vez por otro slow que pusieron para bailar, en eso siento que dos manos me agarran y me jalan para abajo y otro pene se acerco a mi cara, no pude ni quise pelear mas, abrí mi boca para sentir otro pene juvenil, le di mi ganas a esa verga tan joven que era, y de atrás sentía el cuerpo de ese desconocido vibrando hasta parar por un segundo y sentí un chorro caliente de semen en mi cueva, mi boca se lleno de semen también y lo trague hasta la ultima gota.
Después de eso me soltaron y se fueron , solo me dieron una cachetada a mis pompis diciéndome putita, y de frente se agachó a decirme “gracias putita ojalá y podía repetir eso en otra ocasión”!

 

¿Ganas de SEXO? No desesperes, descubre quien más quiere sexo en tu zona!