Categorías

Relatos Eróticos

Sexo con maduras

HISTORIA DE UNA SEÑORA CON UN ADOLESCENTE V

Publicado por ROSSY el 11/11/2010

Hola amigos me recuerdan soy ROSSY espero que todas y todos ustedes se encuentren bien. Bueno a continuación una historia más en mi vida; resulta que a una sobrina de mi marido le festejaron su fiesta de XV años la cual se realizo en un salón de fiestas por el rumbo de la Avenida Central y el hermano de la festejada quien se llama Roberto un chico de 20 años de edad se ofreció en pasar por mí y mis hijos; para la ocasión me puse un vestido de noche largo color rojo con pedrería al frente, escote, una abertura en medio la cual no se notaba y el cual me iba de maravilla, las zapatillas de tacón alto por supuesto que del mismo color del vestido así como pantimedias color natural y una tanga roja; en la pista bailábamos al ritmo de las canciones movidas, recuerdo que Roberto me dijo tía vamos a bailar y estaba esa canción que dice “todos para abajo, todos para arriba” etc. etc……….
Con el ritmo de la música me di una vuelta quedando mi espalda frente a él y en ese momento se me acerco y sentí su pene erecto a lo cual no le di importancia, posteriormente nos fuimos a la mesa y estando sentada cruce la pierna percatándome que Roberto no me quitaba la vista de encima y como a eso de la 1 de la mañana mi hija se estaba durmiendo por lo cual decidí despedirme y retirarnos de la fiesta, pero mi hijo quiso quedarse en la fiesta con sus abuelos por lo que únicamente me fui con la niña, cuando hacia esto el anfitrión primo de mi esposo me pregunto que como me iba ir a lo que le conteste que un taxi y el ofreció a su hijo Roberto para que nos llevara al departamento que mi esposo había construido en la azotea de la casa de mis suegros.

Cuando llegamos al departamento Roberto me ayudo cargando a mi hija, primeramente hay que entrar a la sala de la casa de ms suegros posteriormente abrir la zotehuela y subir las escaleras de metal en forma de caracol; cuando abrí el departamento le indique a Roberto que me siguiera al cuarto de mi hija para que la acostara posteriormente el salió del cuarto y le pedí que me esperara en la sala a la cual me dirigí después de cambiar a mi niña.

Al estar en la sala Roberto se encontraba sentado en el sillón de tres piezas y yo me senté en el de una pieza, cruce la pierna por lo que se me veían las piernas las cuales se encontraban enfundadas en ese nylon llamado pantimedias y prendí un cigarro, se paro del sillón y se fue a sentar en el brazo izquierdo del sillón donde yo me encontraba y me decía eres la mujer más linda que conozco mientras pasaba su brazo por atrás del sillón hasta que su mano empezó a tocar mi hombro derecho cuando lo sentí le quite la mano y le dije que te pasa después su mano izquierda empezó a tocar mi frente y su mano derecha me agarro del cuello las cuales se las quite y me hice a un lado diciéndome que te juro tía que este sería nuestro secreto y jamás se lo diría a mis padres, a ver de qué me estás hablando en ese momento me empezó a acariciar las piernas por lo que le quite la mano volvió a insistir ahora me tomo por la cintura, subió su mano a mis senos los cuales empezó a tocarme con desesperación para después tratar de besarme pero por supuesto que no lo permití y platicamos acerca de la fiesta; de nueva cuenta trato de besarme me empezó a acariciar las piernas y la verdad como me había tomado unos tequilas me sentía algo mareada por fin correspondí.
Nos besamos y después de esto se bajo el ziper del pantalón dejando salir su pene el cual empecé a chupar sin cesar y pasados unos minutos me puso en cuatro me alzo el vestido y se metió debajo de este hizo a un lado mi tanga y me empezó a hacer sexo oral posteriormente restregó su pene contra mi por lo que de inmediato se introdujo a mi vagina y empezó a moverse después de un rato me levante me puse frente a el e hice a un lado mi tanga y dirigí su pene a mi vagina, realice movimientos circulares los cuales hicieron que de inmediato tuviera un orgasmo y el con una cara de lujuria que me chupaba los senos sin cesar y me jalaba a sus labios para que lo besara yo seguía moviéndome ya sea para atrás, para adelante y circular; en algunas ocasiones lo hacia muy lento y en otras demasiado rápido por lo que a su vez sentía como me clavaba mas su pene el cual rozaba con mi clítoris y esto ocasiono que yo tuviera varios orgasmos y en el ultimo que tuve nada más me di cuenta de cómo se quedo quietecito por lo que sentí como empezaba a descargar su semen en mi vagina cuando esto sucedia trato de sacar su miembro dentro de mi pero no lo deje posteriormente lo tome entre mis manos y se lo empece a chupar empezando a tener otra erección al cabo de 5 minutos de estar chupándolo de nueva cuenta descargo su semen pero ahora en mi boca al termino de ello le pedi que se vistiera y que se retirara ya que mis suegros no tardaban en llegar de la fiesta en compañía de mi hijo.

 

¿Ganas de SEXO? No desesperes, descubre quien más quiere sexo en tu zona!